Ayampe

La primera playa manabita tras cruzar el límite con Santa Elena y bajar Cinco Cerros es Ayampe. Este hermoso balneario no repunta como sitio turístico habitual como lo es Montañita o Puerto López, pero es ideal para aquellos que buscan un completo escape de la bulla de la ciudad.

Sí me recuerda un poco a Montañita por su ambiente relajado y porque encontrarás a más turistas extranjeros que nacionales. Pero el pueblo es bastante tranquilo y aún conserva su ambiente natural, con bastante vegetación y poca infraestructura urbana.

Aunque muchas de sus calles no están asfaltadas, Ayampe cuenta con buenos hostales para pasar los días. También tiene muy buenos locales de comida, así que no necesitas salir del balneario.

En realidad, Ayampe está destinado para quienes deseen experimentar el ambiente natural propio de las playas ecuatorianas, sin las distracciones del desarrollo y vivir en un ambiente de comunidad que hacen de este balneario un lugar mágico en la costa manabita.

Información sobre Ayampe

Ubicación

Ayampe se ubica justo al final de la cordillera «Cinco Cerros» (Chongón-Colonche), cruzando el límite con Santa Elena. Está a 25 km al norte de Montañita y a 17 km al sur de Puerto López.

Procura ir despacio mientras vas por la cordillera, en especial si viajas en la noche. Cruzarla de forma completa toma unos 25 minutos aproximadamente.

Clima

El clima promedio en Ayampe es de 24°C. La mejor época para visitarlo es en temporada playera ecuatoriana, que abarca los meses de diciembre a abril y cuya temperatura puede llegar hasta los 27°C.

De mayo a noviembre es época fría, con temperaturas que bajan hasta los 21°C (frío para los costeños ecuatorianos).

Playas cercanas a Ayampe

  • Al sur: La Entrada, La Rinconada, Las Núñez, Olón, Montañita.
  • Al norte: Las Tunas, Salango, Puerto López, Los Frailes.
Ayampe

¿Qué hacer en Ayampe?

Ayampe es ideal para los amantes de la tranquilidad y la naturaleza, en especial si te gusta hacer senderismo y avistamiento de aves. Así que si eres de los que busca la farra, este balneario NO es tu sitio.

Su extensa playa virgen no cuenta con cabañas de comida cercanos como otros balnearios de la costa, pero los hostales que dan hacia la playa sí tienen sus propios bares-restaurantes donde puedes adquirir cocteles aun así no te hospedes en esos lugares.

Pero si no deseas comprar ahí, sólo recuerda llevar tu hielera cargada de snacks y bebidas, y tu parasol. Tampoco olvides recoger tus desperdicios cuando dejes la playa.

Ya en el pueblo encontrarás locales de comida o cafeterías con menús más elaborados.

Nosotros fuimos primero a «La Casa del Corviche», un conocido puesto de comida ubicado a la entrada del pueblo y degustamos los famosos corviches 100% recomendados.

Luego visitamos otro local llamado «The Barn» donde tomamos café acompañado de un rico dulce.

Frente a la playa puedes divisar el Islote Los Ahorcados, un punto habitual donde se realiza snorkeling, buceo, pesca deportiva y kayak.

Ayampe se caracteriza por tener más islotes por kilómetro cuadrado en toda la costa ecuatoriana.

Los Ahorcados
Islote Los Ahorcados.

También puedes realizar un tour para observar a las famosos ballenas jorobadas que vienen a aparearse en nuestras costas en los meses de junio a septiembre. Estos paseos los puedes comprar en Ayampe con las operadoras locales, o bien puedes visitar Puerto López y hacer el tour desde allá.

Por otro lado, esta playa puede ser tu punto de partida para realizar otras actividades fuera de Ayampe. Por ejemplo, visitar Los Frailes, Isla de la Plata u otros sitios del Parque Nacional Machalilla.

Te recomiendo:

Ayampe
Vista aérea de Ayampe.

Las noches en Ayampe son tranquilas. Nosotros comimos en la famosa pizzería llamada «PizzArte Trattoria» que nos recomendaron en el hostal La Buena Vida (donde nos hospedamos) y luego fuimos a «Selvamar», un pequeño bar-restaurante de sushi donde tocaron música en vivo y tomamos un par de cervezas.

Estamos seguros de que existen más sitios por explorar en la playa, por lo que en nuestro próximo viaje completaremos esta guía de turismo en Ayampe. Sólo te adelantamos de que existen hostales que ofrecen cursos de yoga, cursos de español, entre otros.

Surf en ayampe

Ayampe es un punto de surf importantísimo en la costa ecuatoriana. Su playa es la única que posee un arrecife costero en el Ecuador, por lo que es común que hayan constantes olas tubulares.

Además es un spot para todos los niveles de surf, pues su playa no tiene rocas ni una fuerte corriente. Puedes rentar tablas de surf o bodyboard en la mayoría de hosterías, o incluso tomar clases de surf.

Senderismo

Como te comentábamos, este balneario es ideal para quienes gustan de la naturaleza. Más allá de su hermosa playa, Ayampe tiene colinas tierra adentro donde puedes realizar senderismos guiados y apreciar su flora y fauna.

Estos tours guiados lo ofrecen muchos negocios locales: te llevan a las colinas y al Río Ayampe donde puedes fotografiar una diversidad de aves como gaviotas, garzas, pelícanos, fragatas, entre otras.

Hospedaje

Ayampe cuenta con buenos hostales cuyos precios rondan desde los $30 hasta los $120 la noche, dependiendo del sitio que elijas.

Muchos de estos hostales ofrecen tours de todo tipo dentro y fuera de Ayampe, y hasta te pueden alquilar equipos como tablas de surf, bodyboard, entre otros.

Pero si te sientes aventurero, también tienes la posibilidad de acampar en la playa.

La Buena Vida
Hostal La Buena Vida en Ayampe.

¿Cómo llegar a Ayampe?

Desde Guayaquil

El viaje en auto toma alrededor de tres horas viajando a través de la Ruta del Spondylus (carreteras E40 y E15). Recuerda tomar el desvía a San Pablo.

Si viajas en bus, puedes tomar uno con destino a Montañita (Cooperativa CLP) que cuesta $6 y desde ahí tomar otro bus de la Cooperativa Manglaralto, que te costará $1,50 y bajarte en Ayampe.

Desde Quito

El recorrido es bastante largo. Si te aventuras vía terrestre, el camino te tomará alrededor de 9 horas de viaje.

Otra vía de llegada es por avión hacia Manta y desde Manta tomar un bus de la cooperativa Manglaralto hasta Ayampe.

Deja un comentario